Skip to content

¿Sabes qué es la candidiasis y cuál es su tratamiento?

candiasis

Los genitales de la mujer, naturalmente son una zona húmeda, por lo que es muy sensible a la acción de hongos y bacterias que pueden generar infecciones, como la candidiasis, siendo ésta la más común. En tal sentido, es importante que conozcas qué es y cuál es su tratamiento.

Casi todas las mujeres en edad reproductiva, al menos una vez en su vida llegan a padecer una infección vaginal. Por tal razón, en Farmaciaribera podrás aprender un poco sobre la candidiasis, siendo ésta, la más común de las infecciones que afectan a la salud íntima, de cada tres de cuatro féminas.

Debido a que los síntomas de ésta son bastante parecidos a los que se pueden presentar en otras infecciones, como las que se adquieren por transmisión sexual, es importante que sepas cuáles son los síntomas, qué debes hacer en caso de tener candidiasis, o cómo se cura, entre otras cosas más referentes al tema, para que te apliques el tratamiento adecuado, ya que si no se trata de una infección de candidiasis, las consecuencias pueden ser fatales.

¿Qué es la candidiasis?

Se trata de una infección vaginal que se genera por el incremento excesivo del hongo Cándida. Dicha infección se manifiesta con una fuerte picazón en los genitales y en sus alrededores. Asimismo, se siente ardor y dolor cuando se orina o se lleva a cabo el coito; la zona de la vulva y la vagina se inflaman, y en ocasiones, se presenta una secreción de coloración blanca y espesa, pero sin mal olor.

¿Cuál es el tratamiento de la candidiasis?

Un ginecólogo será el encargado de determinar el tratamiento adecuado para tu infección, sin embargo, en el caso de la candidiasis lo que se usa frecuentemente para reducir la presencia del hongo que la causa, son las medicinas antifúngicas, las cuales por lo general, son de venta libre y se consiguen en tiendas en la presentación de óvulos, ungüentos o cremas que se  colocan en la zona afectada.

Éstos pueden ser de dosis única con una sola aplicación o con duración de varios días, dependiendo esto principalmente de la marca fabricante. Entre los más populares se tiene el gine canesten 500mg, un comprimido de clotrimazol que a través de su acción antifúngica eliminará el hongo Cándida. Debido a la alta concentración del principio activo, se trata de un tratamiento de una sola dosis, que será suficiente para disminuir los síntomas de la infección en poco tiempo.

La forma de aplicación debe ser mediante la introducción del comprimido en la profundidad del conducto vaginal mientras te encuentras acostada boca arriba y con las piernas un poco flexionadas. Es importante que el tratamiento se realice sin la presencia del período, por lo que éste debe comenzarse una vez se haya finalizado la menstruación o unas semanas antes de que inicie.

Por otra parte, también está la presentación de gine canesten 100mg, el cual igualmente tiene clotrimazol como principio activo, pero éste viene en crema. Del mismo modo, la aplicación se realiza a través de una cánula que se llena con la crema y se introduce en el fondo de la vagina mientras estás acostada de espaldas.

Asimismo, colocar un poco de crema en la zona externa de la vagina, ayuda a aliviar los síntomas de escozor, como la picazón y el ardor. Con el uso de estos productos, tanto la crema como los comprimidos, no deben utilizarse tampones, duchas vaginales o espermicidas, debido a que se bloquea el efecto de tratamiento.

Los medicamentos antifúngicos también se encuentran en presentaciones orales, los cuales se recomiendan cuando la infección es muy intensa y los medicamentos antes mencionados no surten efecto en el tiempo señalado.

Consultas con el médico ginecológico

Para culminar, es importante saber que, a pesar de que la candidiasis es una infección vaginal bastante común, es necesario que ante la sospecha de su padecimiento, consultes en primera instancia con tu ginecólogo, quién se encargará de evaluar y dar un diagnóstico apropiado, descartando así otras afecciones. Finalmente, te indicará el tratamiento adecuado, según sea tu condición y la intensidad de la infección.